Servicio de correo caído por mucho tiempo

Recientemente un conocido ha tenido una mala experiencia derivado de un fallo en el servicio de correo proveído por nettix.com.pe en el que por todo un día su empresa no ha tenido servicio de correo.

Si bien desconozco las causas, mismas que al ser tan variadas pueden ser desde un servidor inoperante, una falla en el DNS del servicio de correo o hasta algo más grave.

El caso es que el carecer de servicio de correo por todo un día completo puede acarrear no solo molestias de los clientes, sino pérdidas económicas y de reputación para la empresa que está pasando por ello.

Correo

Esta situación me lleva a pensar que ciertos negocios no se pueden dar el lujo que esto ocurra, por ello me atrevo a brindar las siguientes recomendaciones:

  • Verificar siempre que el representante legal o alguien de mucha confianza administre el nombre de dominio de tu empresa (ejemplo: miempresa.com) y que se tenga más de un contacto registrado para que siempre se reciban las notificaciones y puedan renovar a tiempo, así como realizar cambios en el dominio de forma oportuna si es necesario.
  • Contar con un servicio de correo fiable. Sé que por la situación actual del mundo es difícil a veces poder erogar cantidades importantes para el pago de un servicio. Pero el correo sigue siendo la parte medular de la comunicación con los clientes, incluso para poder acceder a servicios de terceros como Zendesk, Zoom, etcétera; requerirás de una dirección de correo corporativa, si quieres dar una buena imagen. Por ello puedes considerar alguna de las alternativas como son Google Workspace (antes GSuite), Microsoft365 (antes Office365) o algún otro proveedor que tenga al menos un uptime anual de 99.9% (el uptime es el tiempo que garantizan estará activo el servicio).
  • Tener siempre a la mano los datos de contacto de soporte del proveedor que administre tus dominios, correos, alojamiento web, etcétera. Así como conocer sus tiempos de respuesta promedio y si tienen algún tipo de garantía del servicio o no.

Estos puntos pueden hacer la diferencia entre trabajar y dedicarte a lo tuyo o vivir una pesadilla pensando en cómo cambiarte de proveedor de forma urgente y cómo podrás respaldar la información que tenías con el proveedor que vas a dejar atrás.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *